Dr. Carlos Segura comenta: Pectus excavatum y Pectus carinatum, la solución a la vuelta de la esquina.

Dr. Carlos Segura Calle

“Pectus” es una malformación congénita del tórax que se puede observar desde el nacimiento, pero  en otras ocasiones se manifiesta en la adolescencia.

Tiene dos variantes: el Pectus Excavatum (tórax hundido),  una deformidad congénita de la caja torácica caracterizada por pecho hundido en la región del esternón, de diferentes dimensiones, y el Pectus Carinatum (pecho de paloma o en quilla),  una saliente en forma de pecho de paloma, también de diferentes medidas. Hay una tendencia familiar.

El Pectus es muy común, mucho más de lo que imaginamos. Sucede  que existe una población oculta, y se debe a que los chicos que presentan esta malformación no lo manifiestan por vergüenza y falta de confianza con los papás.

Los jóvenes con este problema, hombres o mujeres, además de ser usualmente delgados y altos, son retraídos y con la autoestima por los suelos. No se quitan el polo en la playa, no van a la piscina, no hacen deportes, les da temor entrar al baño con sus compañeros, no tienen pareja…sufren mucho.

La solución es poco conocida, incluso por muchos médicos porque no forma parte del aprendizaje rutinario en la escuela de medicina, y no es un tema usual en los Congresos. Muchos colegas suelen decir que  “ se  le pasará solo”, o  “mejorarán con ejercicios como la natación o gimnasia”, lo cual no es cierto. La verdad es que sin tratamiento, empeora.

Otra razón por la cual hay mucha desidia y abandono del problema, es que en épocas pasadas requería cirugía laboriosa y prolongada, cortándose el pecho, el esternón, extirpándose cartílagos y cosiéndose con alambres. Una operación muy sangrante, dolorosa, y que dejaba gran cicatriz. Hoy en día, por el contrario, existen tratamientos modernos mínimamente invasivos mucho más simples, que la mayoría de médicos y pacientes en el Perú no lo saben porque  no está difundido.

El Pectus Excavatum hoy en día se soluciona mediante la colocación de una barrita que empuja el esternón desde adentro del tórax, la que se coloca mediante videocirugía. Es cirugía sin corte, sin sangramiento, con mínima cicatriz, de recuperación rápida y menos dolor postoperatorio, se llama operación de Nuss.

El Pectus Carinatum se trata mediante un corsé que ejerce una compresión controlada durante 24 horas, y con resultados sorprendentes a relativo corto plazo. Es el llamado compresor dinámico FMF.  Ocasionalmente, se realizaría la operación de Abramson, que es la operación de Nuss “al revés”.

Mayor información médica en  www.pectusperu.com

2 Comments on "Dr. Carlos Segura comenta: Pectus excavatum y Pectus carinatum, la solución a la vuelta de la esquina."

  1. Muy interesante el post. Doctor yo que padezco esta deformidad, le agradecería muchísimo si tuviera alguna facilidad de contactar con usted ya que creo es el médico más experimentado en esto ya que lo sigo desde hace algun tiempo. Muchas gracias
  2. le agradecería muchísimo si tuviera alguna facilidad de contactar con usted, tengo aquel problema,muchas gracias

Deja un comentario.